WBD - 16 oct 2010

Como ya os había anunciado en el post anterior esta semana se habla de pan.

Para mí el pan tiene un significado muy especial. Antes de llegar a Italia había intentado hacer pan ya un par de veces: una cuando vivía aún en Granada (salió como un ladrillo :) y la otra cuando vivía en Barcelona. Lo hice con un amigo y salió super duro pero como estábamos tan orgullosos de nuestro pan nos hicimos un bocadillo y lo bajamos como pudimos a base de cerveza :P
El pan es importante también por otra cosa. La receta del pan (esta vez fue el primer éxito no me preguntéis por qué) fue la que convirtió este blog oficialmente en un blog de cocina el 26 de febrero de 2007 :)

De ahí en adelante se ha convertido en un hobby, me encanta! Es como pasar el día en compañía (metafóricamente, claro ;) Porque estás ahí con él y lo cuidas y lo miras y lo remiras. Obviamente el final es lo mejor, cuando lo sacas calentito del horno, te preparas cuchillo del pan en mano y atacas :P

Por mi cocina han pasado varios panes: el pan de leche y naranja, el pan con parmesano, panecillos para bocatas (una de mis recetas preferidas), el soda bread, el pan de leche integral, la focaccia, etc.

Esta vez he hecho un experimento nuevo: el pan con la biga que quizás conozcáis más con el nombre de poolish que no son exáctamente lo mismo pero el concepto viene a ser parecido. Tanto la biga (de origen italiano) como el poolish (creo de origen francés) son procedimientos que están a medio camino entre el uso de la masa madre y el uso directo de la levadura de cerveza. Se puede decir que es una mini-levadura que se prepara con antelación, y se deja reposar desde unas horas a un día entero, así empieza a fermentar y ayuda al pan a obtener unas características diferentes por lo que se refiere a la corteza, el aroma y las burbujas en su interior.

Entre la biga y el poolish la diferencia fundamental es que ésta última utiliza solo harina y agua. La biga utiliza también un pequeño porcentaje de levadura… pero dejémonos de tecnicismos y vayamos al lío que es lo que interesa. Es un pan muy fácil de hacer en casa, solo hay que organizarse un poco porque la biga se prepara el día antes y se deja reposar en un cuenco cubierta con film transparente durante 24 horas o, al menos, durante toda una noche. Pues nada al lío!!

Feliz día del pan!

World Bread Day 2010 (submission date October 16)

Ingredientes para la biga:
150 gr de harina (yo he usado harina con 5 cereales que es la que tenía en casa :)
90 ml de agua templada
2 gr de levadura de cerveza en gránulos (la venden en sobrecitos)

Resto de ingredientes:
1/2 kg de harina (5 cereales o harina 0)
350 ml de agua
5 g de levadura de cerveza en gránulos
Sémola de trigo (para espolvorear)
10 gr (1 cucharada colma) de sal

Preparación:
1
Empezamos preparando la biga: mezclar todos los ingredientes, amasar bien y dejar reposar en un lugar templado (o al menos al reparo de corrientes de aire) durante 24 horas o una noche.
2 El día siguiente poner la harina en un cuenco grande (o en la máquina del pan), mezclar con la mitad del agua y empezar a amasar.
3 Añadir la biga, la levadura y la sal disuelta en la otra mitad del agua.
4 Amasar bien. Según las condiciones de húmedad del ambiente o tipo de harina la masa podría “pedir” más harina o agua.
5 Cubrir con un paño húmedo y dejar reposar en un lugar templado durante 1 hora o hasta que haya doblado su tamaño.
6 Sacar del cuenco, amasar un poco, dar forma de hogaza y espolvorear con sémola de trigo. Se pueden hacer incluso dos cortes en la superficie. Volver a dejar reposar durante otra hora.
7 Cocer en el horno a 200 grados durante 20 minutos. Bajar la temperatura a 180 y terminar la cocción durante otros 10 minutos. El pan estará listo cuando golpeando la base suene hueco.


Focaccia

Focaccia: [ESP focacha] dícese de cierto pan de origen italiano, sabroso, alto, de gusto suave que se hornea solo, con tomatitos, aceitunas o anchoas y que acompañado de embutidos y cervecita fresca anima la vista, el estómago y el alma :) Sigue Leyendo…


Pizza capricciosa

Hoy la caprichosa no soy yo sino la pizza :P Sigue Leyendo…